Recarga tu coche electrico directamente con energía solar

Escrito por Redacción el día 08/03/2017. En Blog

Recarga tu coche electrico directamente con energía solar

 ¿De dónde proviene la electricidad que necesitan los motores de los coches eléctricos para su funcionamiento?

Como ya debéis saber, el coche eléctrico es uno de los medios de transporte más ecológicos de los que disponemos a día de hoy. Cuando conduces un coche eléctrico no contaminas absolutamente nada, es decir, el coche eléctrico no usa ningún combustible para funcionar y por lo tanto no expulsa ningún tipo de sustancia nociva durante su funcionamiento. Además, como ya vimos en la anterior entrada del blog (poner enlace a la entrada de las "10 razones para conducir vehículos eléctricos"), cada vez con más frecuencia la electricidad proviene de fuentes de energía renovables, lo que significa que el vehículo eléctrico tanto durante su conducción como en la obtención de electricidad para su recarga, respeta el medio ambiente. De este modo vemos que el coche eléctrico es un medio de transporte que con el paso de los años todavía es más limpio debido al aumento de la producción de energía a partir de recursos renovables.

Las energías renovables y los coches eléctricos combinan perfectamente. Aunque estamos más acostumbrados a escuchar hablar de puntos de recarga que están conectados a la red eléctrica convencional, hoy nos toca hablar de los puntos de recarga sostenibles que se alimentan directamente de la energía solar para recargar vehículos eléctricos. La estructura de la instalación de energía fotovoltaica ofrece in-situ la energía solar obtenida para la recarga de las baterías de los coches eléctricos.

Hace ya algunos años que muchas ciudades a nivel nacional e internacional apostaron por implantar este tipo de puntos de recarga, tanto en infraestructuras públicas de recarga como en viviendas particulares. También ha empezado a ser una solución alternativa para aquellas empresas que solicitan una instalación en el parking para su flota de vehículos con la idea de recargarlos mediante autoconsumo de energías renovables, con inyección cero a la red de suministro. Además, estas instalaciones aprovechan los excedentes de máxima radiación solar gracias al uso de baterías para acumular la energía y así utilizarla en momentos de menos insolación.

En el esquema que sigue vemos cómo funcionan algunas es estas instalaciones. Imaginemos por ejemplo que queremos recargar la flota de vehículos de nuestra empresa, y los coches requieren potencias de hasta 6 kW de media. Estas recargas supondrían un consumo anual de aproximadamente 24.000 kWh. Ahora necesitaríamos saber cuántos paneles fotovoltaicos y de qué potencia tendrçiamos que instalar para poder abastacer los la energía requerida. Bien, si decidimos instalar 50 placas de 240 W pico cada una, obtendríamos una potencia de 12 kW, y teniendo en cuenta que en ciudades como Barcelona la media diaria de insolación es de 6 h/dia, este conjunto de células producirían un total de unos 26.000 kWh anuales, suficiente para cubrir las necesidades de la flota.

Esquema y explicación adaptados

Después de dar la lata con tanto numerito, vamos a echar un vistazo a esos países y ciudades que apuestan por este tipo de estaciones de recarga. En Holanda, Dinamarca o Alemania - entre otros - se ofrecen servicios de instalación de puntos de recarga de este tipo ajustándose a cada necesidad, tanto para tu vivienda partiular, el parking privado de tu empresa o en la misma vía pública. En San Francisco, recientemente han instalado tres estaciones de recarga gratuita que no necesitan estar conectadas a la red de energía de la ciudad gracias al funcionamiento de sus celdas solares, las cuales además son móviles, permitiendo así cambiarlas de ubicación con facilidad. En China, acaban de instalar 24.000 puntos de recarga fotovoltaica en tres de sus principales autopistas (entre ellas la que une Pekín y Shanghái).

En nuestras ciudades también se están haciendo un hueco este tipo de infraestructuras de recarga. Diversas fotolineras repartidas por todo el estado español están contribuyendo a que la energía consumida por los coches eléctricos sea cada vez más limpia. En noviembre de 2011, el rector de la Universidad de Alcalá de Henares (Madrid) inauguró la primera fotolinera de España, que fue instalada en el Real Jardín Botánico Carlos I. La fotolinera consta de 15 paneles fotovoltaicos que expenden electricidad para la recarga de vehículos eléctricos y a la vez que abastece de energía al Real Jardín Botánico con la producción excedente. Siguiendo este ejemplo, Valladolid se sumó a la idea de las fotolineras y en 2012 presentó la primera electrolinera fotovoltaica de la ciudad, en la que se instalaron ocho puntos de recarga inteligente. Como no vamos a citar todas las ciudades que han ido instalando este tipo de puntos de recarga sostenible, ya que cada día son más, vamos a dar el último guiño a la población de Rubí (Barcelona) que recientemente ha instalado su segunda fotolinera (ya se estrenaron con otra en 2014) impulsando así el consumo de electricidad renovable.

Como vemos, cada vez son más las personas dispuestas a promover el consumo de las energías renovables. La movilidad eléctrica y los recursos sostenibles van de la mano y ganan más fuerza cada día que pasa. ¿A qué esperas para sumarte?

 

 

 

 

(no se mostrarà)

¿Te mueves de forma sostenible? Anímate y conviértete en promotor de la movilidad sostenible escribiendo tu propio post

Quieres ponerte en contacto con nosotros? escríbenos a info@conducetuciudad.com